¿Qué relación hay entre los terremotos y las altas temperaturas? – Ciencia – Vida

0
36



El primer semestre del año 2019 estuvo marcado por terremotos que se registraron en diferentes regiones del territorio colombiano. Entre las regiones con mayor frecuencia de actividad sísmica en Colombia se encuentra el departamento de Santander, más específicamente la Mesa de los Santos, Bucaramanga y alrededores.

Allí se presenta una alta tasa de actividad sísmica que es permanentemente monitoreada por la red sismológica del Servicio Geológico Colombiano y otras instituciones dedicadas a esta labor tan importante. Pero ¿por qué hay tantos temblores en esta región?

La respuesta a esta pregunta sigue siendo un tema de estudio para los geofísicos colombianos, entre los que se encuentran los profesores Germán Prieto y John Jairo Sánchez, de la Universidad Nacional de Colombia. Sin embargo, para la mayoría de santandereanos, la explicación es muy sencilla y se conoce de vieja data: las altas temperaturas durante el día.

Si usted le pregunta a los santandereanos por qué tiembla tanto, muy seguramente más de uno responderá que se debe al “calor” tan tremendo que azota la región. Es muy interesante entender esta explicación desde lo puramente asociativo. Considerando que Bucaramanga y otras regiones de Santander tienen temperaturas promedio de 27°C y presentan una alta actividad sísmica (aproximadamente 40 sismos), de cierta manera es comprensible que las personas asocien sismos con altas temperaturas.

Esta región está ubicada en el denominado nido sísmico de Bucaramanga, una región del planeta Tierra con una tasa muy alta de actividad sísmica. Sin embargo, no tienen ninguna relación. La actividad sísmica, a grandes rasgos, es el resultado del acomodamiento de grandes cuerpos de roca a lo largo de las fallas geológicas (extensas fracturas). Una vez estos cuerpos de roca se desplazan, se liberan ondas sísmicas que se transmiten a través del medio rocoso produciendo así un terremoto o sismo.

Esta actividad sísmica está íntimamente relacionada con la actividad interna de la Tierra. El lento pero continuo movimiento de las placas tectónicas, resultado del intercambio de calor en el manto terrestre, es uno de los principales procesos que da lugar a los terremotos. Nada tienen que ver las altas temperaturas con los sismos.

De hecho, ciudades como Pasto, Bogotá, Tunja, entre otras, tienen temperaturas promedio de 15°C a 18°C y allí también ocurren sismos. Además, en la noche, cuando la temperatura baja considerablemente, también se han registrado terremotos en Santander.

DAVID TOVAR
​Grupo de Ciencias Planetarias y Astrobiología, Universidad Nacional de Colombia.



Source link

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here